¿La música ayuda a aumentar la productividad?

Tips abr. 16, 2020

¿Has oido hablar sobre la fectividad de escuchar múscia durante el trabajo? Aquí comentaremos algunos de los aspectos negativos y positivos de escichar música en el trabajo.

photo-1499415479124-43c32433a620
Photo by Simon Noh / Unsplash

Existe un mito que dice que escuchar música ayuda a aumentar la productividad, pero sigue en cuestión si es cierto o no, por lo tanto, no es seguro del todo. Como todo, esta acción influye en el día a día, aportando ventajas pero también desventajas, sobretodo en el ámbito de trabajo.

Aspectos positivos de la múscia en el trabajo

Actúa como un estimulante y fuente energía para la activación del celebro que ayuda a segregar un neurotransmisor llamado dopamina, el que crea un estado de bienestar influyendo en tu la salud física, mental y emocional contribuye en la mejora de estado anímico y la autoestima. Según un estudio esto depende de factores como la personalidad de cada uno y su edad.

Al liberar dopamina (hormona de la felicidad) contribuye en la generación de un ambiente de tranquilidad y concentración ya que anima a tu celebro e incita a todos tus sentidos, y también despierta la memoria. Asimismo, fomenta la creatividad y el sentido musical al situarse en las mismas zonas del celebro.

Otros pros son que disminuye tanto el estrés como la presión, por lo tanto, ayuda a evitar que estés cansado o aburrido. Ante tareas monótonas y repetitivas, se convierten más llevaderas porque le dan ese empujoncito al ritmo de trabajar y hace que nos focalicemos más.

Para muchos es un incentivo para hacer deporte porque hace que aguantemos mejor y más tiempo, aumentando la intensidad y calidad de los entrenamientos y posponiendo la fatiga.

Contribuye en el aprendizaje y la lucha contra la depresión. Se hizo un experimento donde unos investigadores querían saber qué método era más efectivo para combatir la ansiedad, donde se les recomendaba a unos escuchar música y a otros tomar fármacos. Los resultados: quienes escucharon música tenían menos estrés que quienes tomaron fármacos.

La parte negativa de la múscica en el trabajo

Frente a actividades que exigen mayor concentración se realizan mejor sin música debido que esta puede aportar un efecto negativo como el de reducir la atención y despistarse fácilmente. Defienden que realizar tareas o estudiar con música es mejor en silencio, o mejor escucharla durante los parones, entre descansos porque ayuda a la agilidad mental.

Aun así, no cualquier tipo de música es buena, hay que saber elegir. Por ejemplo la que contiene letras reduce la habilidad mental al trabajar, en cambio, escuchar música instrumental sin letra que fomentan la productividad.

Delante de canciones que no conocemos tendimos a desfocalizarnos porque no estamos familiarizados.

Si son canciones que no nos gustan pueden llegar a irritarnos y ponernos tensos, y también, trabajar con más personas conlleva tener en cuenta que más difícil que todos tengan mismo gusto musical, lo que a uno le relaja a otro puede ponerle nervioso.

photo-1483706600674-e0c87d3fe85b
Photo by Kristina Flour / Unsplash

La música se considera un importante papel en nuestros días que en nuestros momentos tanto buenos como malos nos acompaña. Según expertos en recursos humanos, influye tanto positivo como negativamente. Hay que tomar medidas para evitar que los aspectos malos ganen a los buenos, un buen uso de este elemento conllevará resultados satisfactorios, uno de ellos la mejora en la productividad gracias a la generación de un ambiente que contribuye en la concentración, motivación y estado anímico que permite realizar cualquier tarea de una forma más fluida.

Visita nuestra web